martes, 14 de marzo de 2017

C's insta al Gobierno a priorizar el Corredor Mediterráneo aunque no robe nadie

MADRID.- Ciudadanos registró este martes en el Congreso una proposición no de ley para el impulso del Corredor Mediterráneo en la que insta al Gobierno a "priorizar" la construcción de esta red de transporte y a presentar, en el plazo de un año, una estrategia de desarrollo de las infraestructuras ferroviarias de competencia estatal.

El presidente de la formación naranja, Albert Rivera, expresó su esperanza de que el Ejecutivo entienda que se trata de "una prioridad para la economía española".
"A lo mejor no roba nadie en esa infraestructura, no sé, algunos tendrán la tentación, seguro, a lo mejor nadie se lleva el 5%, pero a lo mejor nuestros productos salen 24 horas antes, nuestras empresas son más competitivas y nuestros polígonos están mejor conectados con nuestros puertos", manifestó ante su grupo parlamentario.
La iniciativa, firmada por el portavoz parlamentario de C's, Juan Carlos Girauta, y por los diputados Toni Cantó (Valencia), Fernando Navarro (Baleares), Miguel Garaulet (Murcia) y Diego Clemente (Almería), pide que el desarrollo del Corredor Mediterráneo se contemple en el Pacto Nacional sobre las Infraestructuras y Transportes.
Se trata, según Ciudadanos, de "una infraestructura estratégica para el desarrollo económico y la vertebración territorial" de las comunidades autónomas que atraviesa (Baleares, Cataluña, Comunidad Valenciana, Murcia y Andalucía) y del conjunto del país, además de contribuir a mejorar la conexión de España con el resto de Europa.
También se reclama al Gobierno que "considere de modo urgente el estudio inmediato de la priorización de actuaciones del Corredor Mediterráneo, no solo relativas a infraestructuras, sino también al material rodante, que permitan avanzar hacia la reducción tanto de tiempos de viaje como de restricciones al transporte en los trayectos de la red ferroviaria ya en servicio".
Con ese fin, "se estudiará como opción preferente las posibilidades del cambio de ancho en las instalaciones fijas y la rodadura desplazable en los vehículos, así como el desarrollo de tramos de nueva construcción o sus conexiones con otras líneas de la red y centros logísticos", añade la iniciativa.
Tras registrar la proposición no de ley, que se acompañó de la presentación de la misma iniciativa en los Parlamentos de las cinco comunidades concernidas, Girauta expresó el "absoluto compromiso de Ciudadanos con el Corredor Mediterráneo".
En su opinión, si no se impulsó antes esta infraestructura fue "por falta de voluntad política. Mientras en España se construían aeropuertos sin aviones, autopistas sin coches y trenes sin pasajeros, se estaba dejando de lado la columna vertebral de la Península, que concentra la mitad de las exportaciones, el 45% del PIB y casi la mitad de la población española", lamentó.
La formación naranja considera que el Corredor Mediterráneo será clave en el impulso de la economía, la creación de empleo y la interconexión territorial. Es, según su portavoz en el Congreso, "la plasmación logística y física de una voluntad política de compromiso, conexión y vertebración que casa muy mal con la idea de desconexión" de Cataluña respecto al resto de España que defienden los partidos independentistas.
Rivera destacó que Ciudadanos reclama la construcción de "infraestructuras estratégicas para el país" porque apuesta "por la España productiva y por la clase media y trabajadora" que "levanta el país cada día a pesar de los que roban, a pesar del saqueo de las cajas (de ahorro), del caso Bárcenas, de los Pujol o de los ERE de Andalucía".
Esa es, según el líder de C's, "la vieja España, la España del pelotazo, de llevarse el 5% o el 10%" de las obras públicas en comisiones ilegales en un modelo de infraestructuras basado en el "capitalismo de amiguetes", que es el que, a su modo de ver, practicaron partidos como el PP, el PSOE o la antigua Convergència.
Por otra parte, la iniciativa legislativa insta al Gobierno a presentar, "en el plazo máximo de un año", una Estrategia Indicativa del Desarrollo, Mantenimiento y Renovación de la Infraestructura Ferroviaria de competencia estatal que incluya un calendario de hitos anuales y presupuestario plurianual hasta su finalización en 2025.
Por último, exhorta al Ejecutivo a reforzar las competencias de la Oficina Nacional de Evaluación (ONE), dotándola de una unidad específica encargada del impulso, supervisión, seguimiento y control de todos los proyectos de infraestructuras cuya financiación deba ser aprobada por el Consejo de Ministros.
En particular, plantea que la Oficina Nacional de Evaluación emita "un informe previo y preceptivo de evaluación de la rentabilidad socioeconómica de los proyectos de infraestructuras promovidos por el Ministerio de Fomento, con la finalidad de promover la transparencia, imparcialidad, eficiencia y racionalidad de la política de infraestructuras y su planificación a partir de criterios preferentemente técnicos y no exclusivamente políticos".