domingo, 16 de abril de 2017

PAS huye como una rata política / Vizconde de la Vera Cruz *

Se esperaba verlo en la tribuna de autoridades del Viernes Santo de Lorca al haber sido este año el muy cuestionado pregonero de la Semana Santa lorquina pero el heraldo PAS, ¡oh casualidad!, no apareció y en su lugar se presentó en la avenida de los Mártires, aparte del ex diputado Martínez Pujalte, el candidato ingenuamente designado por aquel para sucederle en la Presidencia de la Comunidad Autónoma, el 'blanco' Fernando López Miras (FER) con novia yeclana incluida, si finalmente logra el apoyo suficiente a su moción de confianza tras aceptar mañana lunes la propuesta de la presidenta de la Asamblea Regional, la socialista Rosa Peñalver, terminada la ronda de consultas con los cuatro partidos representados en la Cámara autonómica.

La huída estos días, tal que una rata política, del ya ex presidente para no volver jamás a un cargo político y público en esta región es todo un síntoma de la descomposición en que PAS ha metido al PPRM por no ser un caballero en su momento oportuno al incumplir su palabra de abandonar el cargo si sus problemas judiciales iban a más. 

Ahora las riendas efectivas de la situación creada las ha cogido, según todos los indicios, el muy ansioso ex vicepresidente de la Comunidad Autónoma y actual presidente del Consejo Jurídico Consultivo, Antonio Gómez Fayrén (con primo hermano bien situado de tiempo en La Moncloa), al haberlas perdido en Génova 13, primero Ramón Luis Valcárcel y, en segundo lugar, Francisco Jódar, alcalde de Lorca, que no ha llegado finalmente a ser el candidato del PP y de Moncloa por pretender compatibilizar ambos cargos en un delirio que nadie entiende porque ahora está que trina.

Este nini probando suerte en la política, que es FER, ya está en mejores manos ante la huída de PAS fuera de Murcia y la región durante estos días, tal vez en Antequera, abatido por la emboscada tendida por Rajoy-Cospedal y Maillo más el silencio posterior de Valcárcel y demás barones del PP aquí, por lo que ha caido en la cuenta de que su partido lo ha pasado a cuchillo mientras recela que la insistencia de C's para que abandone su escaño (y consiguiente aforamiento) en la Asamblea Regional está inducida desde la cúpula nacional de sus propias filas. Teodoro y Paco, al menos, estaban en la conspiración para sacar a PAS del cargo y la política imitanto a esos pájaros cucos que nos confunden al cantar fuera del nido. 

De hecho se ha producido un golpe interno por el que, si antes PAS no dimite como presidente del PPRM (cuestión que puso como condición previa para abandonar San Esteban junto con otras), tras el verano será obligado por un lenguaje de los hechos que, esta vez, si entenderá a la primera tras las decepciones sufridas en los últimos días por ser un cazurro político que no quería oir, ni siquiera a Valcárcel, por no tener adonde irse. ¿Y qué será entonces de Valcárcel como presidente de honor en la Dirección del PPRM conformada por PAS? Buena pregunta pero es mejor ésta: ¿Quién pone y quita candidatos mientras PAS no abandone la presidencia regional del PP? Blanco y en botella.

Sin embargo, la suerte de FER sigue echada si Madrid, después de decir el PP a todo que sí por boca de Maillo con tal de deshacerse de PAS, porque no quiere más riesgos en la Región de Murcia y vamos a ver la resistencia de C's al candidato propuesto por PAS para poder medir el verdadero criterio del PP y Rajoy respecto a este nini con un poco más de currículo que su antecesor, que era casi cero y con alguna impostura nunca aclarada ni por él ni por San Esteban ni por la sede de González Adalid, en Murcia. 

Pero vamos FER es un desoficiado sin cotizaciones efectivas a la Seguridad Social que no sean las de la Asamblea Regional para políticos profesionales con vocación de acoplarse para vivir del cuento todo lo que puedan. La capacidad de gestión de FER es igual a cero (para botón la muestra de su paso por la Gerencia del hospital Rafael Méndez de Lorca). Pero ya ha caido en las redes de ciertos politicastros del neofranquismo local con experiencia en mandar desde la sombra en la democracia, y que antes ya lo hicieron con un PAS al que ahora niegan por sus torpezas y trayectoria errática desde que llegó a Murcia. 

Esos politicastros ya le diseñan a FER un Gobierno regional a medida de sus intereses con la sustitución de todas las 'marujas' (a excepción de Adela Martínez-Cacha por su más que probada eficacia y Noelia Arroyo por razones obvias de intendencia presidencial en Murcia, que no sé si entenderá muy bien Juana Mari Alonso Azorín) que le coló a PAS el tal Mendoza, de la UCAM, sin consensuar siquiera con la CROEM, incluido Juan Hernández Albarracín por sus relaciones con la sospechosa Ausbanc, y puede, si él quiere marcharse, que lo haga el cartagenero Pedro Rivera al ser abogado del ex presidente aunque apareció junto al lorquino FER el Viernes Santo en Murcia citado por el presidente de la Cofradía de Jesús, a la sazón también Gómez Fayrén. 

Puede pues que vuelva Juan Bernal y algún que otro ex consejero del área económica de aquellos que disentían de Valcárcel respecto a la desalinizadora de Escombreras, todos por consejo si puede de Gómez Fayrén, por supuesto, y con el objetivo de que no parezca continuidad de nada. PAS está muerto y ahora hay que incinerarlo más que bien sin que produzca humo ni humus.  

Sin embargo, no creo que PAS haya dicho aún su última palabra después de muerto ni que antes haya evitado hacer un testamento donde señale a los verdaderos beneficiarios de su llamada 'torpeza administrativa' en Puerto Lumbreras a cambio de obtener cargos perdidos a la primera de cambio. Si lo desaforan como si no, intuyo que, al menos que le proporcionen una salida digna para él y su familia (hablamos del primun vívere), es un barril de pólvora para Valcárcel y para el PP de Rajoy si, desesperado y por despecho, alguien le pone jabón para que resbale y lo cuente todo como Bárcenas. De estar en Washington en vez de en Murcia, sería la CIA quien diese buena cuenta de PAS montándole un escándalo en 'The Washington Post'.

Otra cuestión no menos baladí es la suerte del 'verdugo' para la ocasión: Miguel Sánchez, de C's y antes de UPyD, que es donde mejor lo conocían antes de que Albert Rivera recibiese desde Murcia un amplio dossier con su perfil personal más desconocido y su peripecia política total, no suficientemente divulgada todavía ni siquiera por sus antiguos compañeros. Lo dicho por Jiménez Losantos en la radio hasta hacer llorar a su madre en Cañada de la Cruz y el vaticinio de Luis Herrero de que con la crisis murciana no sólo correría la sangre de PAS, lo sitúan por su absoluta falta de escrúpulos en el centro de la acción después de ser el instrumento del aceptante del trabajo sucio, que es su partido, debido a sus rencillas históricas con PAS desde jóvenes y el rencor mutuo acumulado por ambos. 

Miguel Sánchez también está amortizado y listo de papeles ante las revelaciones conocidas por Rivera de primera mano y las malas compañias frecuentadas desde que es famoso. Otro éste de la periferia regional, como PAS, que por copión no ha pasado la reválida en la capital y sigue siendo un don nadie en la Trapería pese a haber cursado en la UMU toda la carrera de Derecho al contrario que el de Puerto Lumbreras, todavía pendiente de acreditar lo que dice haber estudiado en Granada para conjurar por su parte todas las sospechas de impostura universitaria que pesan sobre él, lo que ya resulta muy grave si se confirmasen como base de una gran mentira a todos los murcianos por los que decía trabajar, trabajar y trabajar... desde su más completa ignorancia de la buena gestión pública, como muy bien demostró siendo alcalde de su pueblo. 

Si PAS tuviese dignidad política no volvería jamás por aquí desde su forzado retiro de Cuaresma y evitaría así la afrenta de ser obligado a dejar su escaño en la Asamblea Regional enmedio del clamoroso silencio de los que ayer mismo le jaleaban como líder, improvisado y sin mayor mérito, del PPRM. Aunque sea, estoy seguro, quien menos culpa tiene de los veinte años de los desmanes del valcarcelato, por el que se dejó corromper a cambio de la dádiva de un efímero oropel, más plástico que sustancioso. Y que le venía muy grande al pobre muchacho.



(*) Pseudónimo de un periodista murciano relacionado desde niño con Caravaca de la Cruz

2 comentarios:

Anónimo dijo...

Es una vergüenza la utilización de la procesión del Viernes Santo para la promoción política del candidato popular a la presidencia del Gobierno regional. Descomunal error el del presidente de la Cofradía de Jesús, Gómez Fayrén. Y cuando uno comete un error tan abultado lo mejor es... ¡ dejar el cargo e irse a su casa !.


Anónimo dijo...

Está que lo deja .... Preocupado el hombre.